Propuesta para un nuevo protocolo de intervención policial

1. Un policía no puede hacer daño a un ser humano o, por inacción, permitir que un ser humano sufra daño.
2. Un policía debe obedecer las órdenes dadas por los seres humanos, excepto si estas órdenes entrasen en conflicto con la Primera Ley.
3. Un policía debe proteger su propia existencia en la medida en que esta protección no entre en conflicto con la Primera o la Segunda Ley.

(Basado, como es obvio, en las Tres leyes de la robótica formuladas en 1942 por Isaac Asimov)

Parece fácil ¿Verdad? Pues en España parece que no lo tienen tan claro.

image

Fuente de la imagen: http://www.flickr.com/people/acampadabcnfoto/

Anuncios